IV Trail de Celanova [31.03.2019]

Por Alán Andrés Fidalgo:

Así relata La Región Digital: “Una prueba que no está al alcance de todos. Así es el Trail de Celanova, que vivió su cuarta edición en la mañana dominical. Carrera dura, de 21 kilómetros con 749 metros de desnivel positivo y un grado de dificultad media. Ante eso se enfrentaron cerca de 200 valientes, chicos y chicas, en modalidad individual y de relevos”.

… podría dejar ahí el tema, indicando mi participación…

Salida espectacular desde el claustro del Monasterio de San Salvador en Celanova y primer estrechamiento para salir de él… todo el mundo animoso… una fiesta… sale casi todo el mundo sin calentar.

Medio maratón y de montaña… la verdad que me lo dices hace un mes y no me lo creo. Salvando la presencia de Carlos Muradás, me siento un Esprintes descolocado en lugar y tiempo. En lugar, no hace falta que lo explique, pero en tiempo… me entran sudores sólo de pensarlo… cambio horario y arrancar en Celanova a las 9:30… que madrugón más tonto me comí.

Cuando me dí cuenta estaba bajando un cortafuegos, demasiado tarde para rajarme. No podía frenar, que mal rato… fueron segundos, pero segundos sin control, tal cual esquiador girando tobillos para no salirme del camino. Esto era km 3, no más allá, no me lo esperaba… todavía estaba asimilando donde me había metido.

Pasado este muro sin contratiempos, me vine arriba e incluso puedo decir que disfrute de un km a buen ritmo sorteando no solo desniveles sino caminos, senderos, puentes e incluso algún compañero de aventura. Error …Game Over… En una de éstas, una pequeña oquedad me juega una mala pasada y me quedo en el sitio… el peor de mis presagios. Dolor y sensación de torcedura importante, descansé unos segundos … no quería tocar el tobillo por si lo notaba hinchado… Comencé a caminar, dejando pasar a compañeros de trail. En ese momento íbamos por las zonas más estrechas, caminos para enfilarse a fila de uno. Tuve suerte y después de un rato de caminar se mitigaba el dolor, por lo que comencé a trotar a ritmo muy lento. Con la misma salimos a un pueblo y toco asfalto recuperador, aunque son unos metros, llega para animarme.

Prosigue la marcha y me doy cuenta que queda mucha carrera para el tobillo izquierdo. Lo contado hasta ahora no sé que km exacto sería, sí sé que es antes de la zona de relevos… km 7 o quizás 8. Paro de relatar, no quiero agobiaros más. Para que os hagáis una idea de mi agonía, esto podría ser la enseñanza u moraleja de este cuento:

– Queda supeditado aquel propósito de no volver al Maratón por este nuevo propósito de no volver a un medio maratón de montaña…

El resultado lo de menos… llegar una victoria…

  • Puesto 47 – 02:09:31 – Alán Andrés Fidalgo
  • Puesto 91 – 02:25:02 – Carlos Muradás Núñez

Fotos: Pablo Feijoo.